Martes, 11 de Mayo de 2021

Cursos de salida laboral para jóvenes adictos

La Gobernación hizo un acuerdo con la UNLP para empezar a dictar cursos de fácil y rápida inserción laboral, dirigidos a jóvenes que padecen ese tipo de problemas. Según relevamientos del Ministerio de Salud bonaerense, casi la mitad de los jóvenes con adicciones no tiene empleo. Es un complemento de las UPA Adicciones, que la cartera también trae entre manos para este año.

17-04-2015


A partir de este viernes la Gobernación bonaerense y la Universidad Nacional de La Plata iniciaron, de manera conjunta, los cursos de rápida salida laboral para jóvenes en tratamiento por adicciones. "La adicciones se roban el tiempo, los vínculos y la capacidad de aprender y trabajar. Reanudar una vida en comunidad requiere algunas oportunidades", explicaron desde el Ministerio de Salud esta tarde.

"El Gobierno de la provincia y la Universidad Nacional de La Plata (UNLP) idearon una serie de talleres especialmente dirigidos a jóvenes que se recuperan del uso problemático de sustancias. La idea es facilitar el ingreso (o reingreso) al mundo del trabajo, uno de los aspectos más importantes para la reinserción social", siguió.

El primero de estos talleres enseñará a colocar yesos, conocidos comúnmente como durlock, y, en la segunda mitad del año, arrancará el curso de construcción en seco. Las clases serán dictadas por docentes de la Universidad, mientras que los alumnos, por su parte, contarán con el apoyo de la Subsecretaría de Atención a las Adicciones y Salud Mental para evitar que abandonen la cursada en cualquiera de los casos.

El encargado de brindar estos detalles fue Carlos Sanguinetti, titular de la citada subsecretaría, junto con Raúl Perdomo, Presidente de la UNLP.

"Generar estrategias de este tipo es fundamental, porque se trata de una oportunidad de reinserción en la comunidad, sobre todo si se tiene en cuenta que a lo largo de su historia de consumo, muchos jóvenes han perdido vínculos y capacidades sociales", valoró el titular de la cartera sanitaria, Alejandro Collia, y ponderó también los hábitos saludables, como el deporte y el trabajo, porque "cumplen una doble función: por un lado, resultan un motor de motivación para continuar el tratamiento y evitar recaídas y, por el otro, como una puerta de entrada al mercado laboral".

Cabe destacar que, en materia de salud laboral, la Subsecretaría de Atención a las Adicciones indica que casi la mitad de las personas tratadas por algún problema de adicción no tiene trabajo, en tanto que dentro del resto la situación no es muy diferente: sólo una mínima parte asegura que tiene un empleo fijo.

"Sucede que las relaciones sociales y laborales de las personas con consumo problemático se ven progresivamente afectadas, por eso es parte del tratamiento tender redes que permitan a estos jóvenes volver a restablecer vínculos y crear otros nuevos", detalló Sanguinetti y recordó que la casa de estudios platense creó, en 2011, la Escuela de Oficios que funciona en clubes y organizaciones de la comunidad.

La provincia mencionó el caso de Juan, una persona de 30 años y padre de cuatro hijos. Que, no bien supo de esta nueva posibilidad, decidió anotarse y vive esto con importante expectativa.


Regresar