Miércoles, 4 de Agosto de 2021

Qué le queda a los demás: Jorge Macri dice que 80.000 no le alcanzaría para vivir

El Intendente de Vicente López y hombre fuerte del PRO en provincia, Jorge Macri, contó que su sueldo es de 80.000 pesos y que él tiene otros ingresos por propiedades y participación en una empresa. Pero aseguró que sólo con su salario, él no podría llevar adelante sus gastos corrientes. "Es difícil vivir con 80.000 pesos mensuales", fue la frase que causó impacto en redes sociales y generó indignación. Algunas consideraciones.

31-10-2015


En las últimas horas, el Intendente de Vicente López y conocido por ser el primo de Mauricio Macri causó escozor en las redes sociales luego de un dicho que algunos interpretan como desafortunado y otros como algo inadmisible para un hombre con poder, especialmente por la dificultad que tiene una parte importante de la población para llevar adelante los gastos de cada día.

Es que el recientemente reelecto jefe comunal, que ganó los comicios en el distrito por primera vez cuatro años atrás y ahora logró su pasaporte para permanecer por otros tantos hasta 2019, aseguró que le es complicado vivir con los 80.000 pesos mensuales que cobra por ese cargo, comentario que resulta absolutamente incómodo porque la cifra supera largamente no sólo el salario mínimo o el promedio sino incluso las categorías más altas y es difícil concebir que alguien no viva bien cobrando esos importes todos los meses.

"Es difícil vivir con los 80.000 pesos mensuales que cobro como Intendente", aseguró en una entrevista televisiva que concedió al Canal 26, probablemente ignorando el impacto que tendría en la prensa y las redes sociales después.

"No, yo tengo la suerte de tener propiedades y una participación en una empresa. Por suerte tengo otros ingresos. Es difícil, en mi estándar de vida, vivir con eso; tengo tres hijos en colegios privados, no es fácil. No los mando a colegios estatales porque desgraciadamente creo que no hay opciones como las que me gustan para mis hijos", aclaró, en diálogo con el histórico periodista Samuel "Chiche" Gelblung.

Esto último fue mencionado porque "Chiche" preguntó específicamente si vivía de su sueldo mensual o si existían otras fuentes de ingreso en su vida, y ahí mencionó que entre sus gastos corrientes están los estudios de sus tres hijos, a quienes no envía a la escuela pública y, por el contrario, prefiere en el sector privado.

Algunos sostienen que esa actitud personal, perfectamente válida, condice con la concepción del macrismo de la educación pública y las políticas aplicadas por esta fuerza política en la Ciudad de Buenos Aires, donde hay indicadores mixtos como una baja en el porcentaje de presupuesto destinado a esa área -aunque el PRO atribuye esa merma a las nuevas erogaciones que asumieron en la era macrista, incluyendo la Policía Metropolitana y el subte, antes bajo la órbita del Estado nacional- y otros positivos, tal un aumento de la matrícula en colegios estatales.

Lo cierto es que la creencia más común es otra: muchos piensan que el PRO privilegia la educación pública sobre la privada y, en este caso, la actitud de Jorge Macri en su vida personal sería una muestra cabal de ello. Discutible como otras cosas, sobre todo porque también hay funcionarios del Frente para la Victoria que optan por la escuela o universidad privadas, pero verdad al fin y al cabo.

A todo esto hay que aclarar algo: Jorge Macri no es un nombre más en el entramado de PRO, no sólo por haber sido el primer alcalde puro del espacio sino por los rumores más recientes que hablan de una posible incursión en el Gabinete de María Eugenia Vidal cuando ésta, a partir del 10 de diciembre, asuma como la nueva Gobernadora bonaerense.


Regresar