Sábado, 21 de Mayo de 2022

Inundaciones: La Legislatura le aprobó a Scioli permiso para endeudarse por 4.500 millones de pesos

La problemática de las inundaciones llegó a los ámbitos legislativos con un proyecto, aprobado por las dos cámaras y convertido en ley, que autoriza la toma de deuda para obras y permiso de eximiciones a ARBA. Legisladores opositores acompañaron pero no perdieron la posibilidad de cargar contra Daniel Scioli.

27-08-2015



Cientos de personas evacuadas y autoevacuadas siguen sin regresar a sus hogares como consecuencia del desborde -en este caso- del Río Salado, que afecta a los distritos linderos con las zonas media y baja de la cuenca, al tiempo que un pescador que había caído a una laguna de Junín fue hallado sin vida y otras dos personas continúan desaparecidas en General Belgrano.

Varias rutas y caminos permanecen cerrados y cortados por el agua, situación que, ciertamente, genera graves trastornos. Una de las localidades más abatidas es Villanueva, del partido de General Paz.

El foco de atención, paralelamente, comienza a posarse sobre Lezama. Que recibirá el pico este jueves y hay preocupación.

Frente a ese cuadro de situación, no sorprende que la cuestión haya llegado a la Legislatura bonaerense, donde hubo novedades y pases de factura. La Legislatura bonaerense, por ejemplo, sancionó un proyecto que propicia la adopción de medidas para mitigar los perjuicios causados por las inundaciones de las últimas semanas.

Así, la nueva norme exime del pago de los impuestos Inmobiliario, Automotor, Ingresos Brutos y Sellos a los afectados y autoriza el endeudamiento por 4.500 millones de pesos con el fin de financiar la ejecución de los proyectos de inversión vinculados con la Cuenca del Río Luján. La iniciativa, además, puntualiza la situación de emergencia acarreada por las intensas precipitaciones, superando ampliamente el promedio de las últimas décadas en los sectores norte, noroeste y centro de la provincia.

Por eso, el texto prorroga la facultad concedida a la Agencia de Recaudación de la Provincia de Buenos Aires (ARBA) respecto a los beneficios ya otorgados por la declaración de emergencia o desastre agropecuario, más los adicionales, derivados de las tormentas más recientes. La propuesta suscitó un intenso debate, con la intervención de varias bancadas.

Pero no todas son buenas para la Gobernación porque algunos legisladores cuestionan el accionar del Poder Ejecutivo durante los picos de agua.

Es el caso de Malena Baro, senadora del Frente Renovador. "Entendemos que es nuestra obligación ponernos al lado de la gente y darle al Gobierno bonaerense las herramientas necesarias, una vez más, esperando que no se malgaste el dinero, para que se concreten los trabajos de prevención que tantas otras veces han quedado postergados por la mala gestión provincial", arremetió.

"Si bien fue de acompañamiento, es crítica a la provincia en cuanto a que se notan fenomenales subejecuciones presupuestarias cuando nos adentramos en distintos programas destinados al control, prevención de inundaciones y paliar las consecuencias que estas generan a los damnificados. Es decir que es una provincia que siempre va detrás de las consecuencias y no realiza los trabajos correspondientes cuando está a tiempo y tiene los fondos para hacerlo", criticó Baro.
Regresar