Sábado, 25 de Septiembre de 2021

En la UCR siguen los descontentos por las listas

Dirigentes radicales de varios distritos sangran por el armado de algunas nóminas y las presiones para que algunos candidatos den de baja sus postulaciones. Pasa en Lomas de Zamora, con Marcelo Pellegrini, y Avellaneda, donde la disputa es por el tercer lugar de los candidatos a concejales.

06-07-2015


Dirigentes del radicalismo retomaron las críticas a la tropa de Mauricio Macri por el armado de listas en algunos distritos y, particularmente, las presiones para que el centenario partido baje a algunos de sus candidatos locales. Cambiemos está integrado por esos dos espacios, más la Coalición Cívica, de escaso peso en el Conurbano, pero los resquemores no terminan de ser procesados.

Un caso es Lomas de Zamora donde, por ejemplo, el postulante del macrismo es el concejal Gabriel Mércuri, hombre que proviene del peronismo y es hijo del histórico Osvaldo Mércuri, ex titular de la Cámara Baja provincial e integrante de la mesa chica duhaldista por años. Los Mércuri confluían con Sergio Massa hasta mayo de este año, aunque llevaban meses de descontento y finalmente abandonaron ese barco para ser cobijados por Macri.

El PRO apostaba a un ex jugador de fútbol, Julio Cruz, para el distrito. Pero quedó descartado ante el ingreso de Mércuri, que tiene largo recorrido y había sido candidato en 2011 -obtuvo un remarcable segundo lugar ante la lista de Martín Insaurralde que, atado a Cristina Fernández de Kirchner en su mejor momento, superó el 66 por ciento y doblegó a la competencia por diferencia histórica-.

Sin embargo, hay un segundo candidato de Cambiemos en suelo lomense. Es otro edil, Marcelo Pellegrini, de la Unión Cívica Radical.

Pellegrini inscribió su lista, pero la Junta Partidaria del frente estaría a punto de vetarla y dejarlo solo a Mércuri definitivamente. "Existen presiones de un sector del PRO conformado por Federico Salvai y Emilio Monzó, quienes tratan de destrabar la posibilidad de que candidatos radicales en los diferentes distritos de la provincia puedan acceder a la boleta presidencial de Macri y tener igualdad de condiciones a la hora de competir", fustigó.

"Están impidiendo que el electorado de Lomas potencie la oferta electoral de Cambiemos", agregó.

"Actúan por desconocimiento, ignorancia o intención de beneficiar a Mércuri. Así se hace muy fácil competir", apuntó el concejal opositor, que todavía no sabe si jugará en las primarias del 9 de agosto.

En el caso de Avellaneda, en tanto, la candidata única a Intendenta es la diputada nacional Gladys González, otra pura del PRO y que logró la exclusiva tras semanas de arduas negociaciones con los otros partidos. Dos macristas van en primero y segundo lugar en la lista de concejales, Sebastián Vinagre y Roberto García, mientras el acuerdo era que el tercero -primer cupo femenino- quedaría en manos de una radical.

Pero la mujer incluida en ese renglón de la nómina, Susana Marco Romero, no es la pretendida por la cúpula de la UCR.

"Hubo un destrato hacia la UCR. No acompañaremos la candidatura de González. Seguiremos trabajando por el partido y la campaña de Ernesto Sanz a Presidente", aseguró el concejal Rodrigo Galetovich.


Regresar