Jueves, 23 de Enero de 2020

San Isidro: La suegra de Massa no se achica y dobla su avanzada contra Posse

La concejala del distrito, Marcela Durrieu, disparó contra el Intendente con munición pesada, oscureciendo el clima interno nuevamente. Los dichos de Gustavo Posse no cayeron bien, siguen las reacciones.

16-01-2015



La concejala del Frente Renovador, que comparte espacio con Gustavo Posse pero a la vez es opositora en el plano local, redobló sus críticas contra el Jefe comunal luego que esta semana arrancara con polémica: el fiscal federal Jorge Di Lello tomó una denuncia que ella misma había formulado contra la máxima autoridad municipal, por supuestas desviaciones en el uso de fondos asignados por el Gobierno nacional entre 2005 y 2007, destinados a urbanizar villas y asentamientos precarios, y luego Posse sacudió el universo massista, cuando, desde adentro, propuso una fórmula conjunta entre Mauricio Macri y Sergio Massa, siendo este último el candidato a Vicepresidente en ese esquema ideal.

La potencial candidata a Intendenta no bajó el tenor y lanzó nuevas misivas.

"Tener un mejor diagnóstico permite evaluar mejor una gestión. Si uno evalúa el presupuesto, que es lo que permite entender cuál es el plan de Gobierno, se ve que San Isidro tiene un presupuesto gigantesco, y no se entiende por qué hay áreas en las que hay tan poca inversión, como en infraestructura, y hay un enorme presupuesto en publicidad y propaganda", arremetió.

"Entre lo que incluyo algo todavía más burdo: que es el cambio del escudo de San Isidro por una supuesta marca que se utiliza para hacer propaganda política", siguió.

"Han hecho un juego de algo que parezca una marca ciudad y que les permite hacer publicidad, por ejemplo, en todos los diarios del interior", apuntó Marcela Durrieu.

"Con 2.500 millones de pesos, San Isidro tiene el presupuesto más alto de la provincia, y siempre subvaluado para permitir a fin de año blanquear un montón de gastos sin control, que es lo que vienen haciendo hace años, votando ampliaciones de partidas. Tenemos además un población de alto poder adquisitivo, que no utiliza demasiado de esos recursos, hasta se podría decir que esos 2.500 millones de pesos son para la mitad de la población", afirmó.

"Porque la otra mitad accede a salud, educación y seguridad privadas y si con esa cantidad de recursos no resuelve ninguno de los problemas estructurales, como las inundaciones o la seguridad, es gravísimo", recalcó.

"Lo que planteamos es, ¿dónde está la plata?", preguntó la edila opositora, elevando la temperatura de su argumentación.

"Hay un discurso lleno de mentiras: dicen que el sistema de salud es fantástico y hay que esperar tres meses para un turno. Dicen que trabajan muchísimo contra la violencia de género y hay una Dirección de la Mujer sin recursos ni personal. Dicen estar en contra de las drogas pero no hay ningún dispositivo que se haga cargo, salvo una ONG que atiende sólo un par de veces por semana y ahora dicen que harán un convenio con la Iglesia", apuntó en comunicación con el diario Zona Norte Online.

"Es San Isidro, nunca permitieron la participación vecinal", espetó a continuación.

"Si los vecinos deciden hacer una movilización, les mandan los móviles de Cuidado Comunitario, y en muchos casos no han dejado entrar las cámaras de la prensa nacional", insistió Durrieu.

La mujer, ex esposa de Fernando Galmarini y madre de Malena Galmarini, no bajó la guardia. Y, en realidad, vuelve a encender la mecha. Habrá que ver cómo reacciona Posse, quien tendría un pie afuera, aunque tampoco lo esperan con los brazos abiertos en las filas del PRO -al menos según surge de los dichos esgrimidos por María Eugenia Vidal y Jorge Macri-.
Regresar