Jueves, 30 de Junio de 2022

Otro poroto para la Provincia: Los médicos también acordaron

El gremio CICOP aceptó el aumento del 7 por ciento para enero y marzo, aunque manifestó que lo hicieron en disconformidad. También habían arreglado los docentes y estatales. Quedan los judiciales que avanzarán en las próximas horas. El plato fuerte, no obstante, será a fines de este mes y comienzos del próximo.

15-01-2015



Los trabajadores de la salud enrolados en la CICOP, el gremio del sector más importante de la provincia, aceptaron la propuesta salarial de la Gobernación y -tal como docentes y estatales- tendrán un aumento especial para los dos primeros meses de este año, es decir, enero y febrero. Un incremento a cuenta de la paritaria prevista para el mes próximo que definirá una suba anual con vistas a los doce meses siguientes.

Esta actualización supone, básicamente, una mejora del 7 por ciento sobre el sueldo básico.

Pero la oferta contempla, paralelamente, la transformación de la bonificación de planta y guardia en remunerativa, como también una nueva bonificación para el personal que está en el tope de su carrera, con 25 años de antigüedad.

Sin embargo, el sindicato -que confluye en las filas de la CTA disidente- ratificó algunos de los pedidos esbozados en el último encuentro, que fue durante la semana pasada. Entre ellos el tratamiento de varios temas como la resolución de los problemas edilicios, provisión de insumos, desgaste profesional y también continuidad del proceso de desfavorabilidad.

Además, el pago por jardines parentales de acuerdo a valores reales del mercado, cumplimiento de acuerdos paritarios pendientes del año pasado -como licencias familiar enfermero y gremial, desfavorabilidades no ejecutadas-, y devolución de las retenciones por Impuesto a las Ganancias, algo que no es de competencia bonaerense estrictamente.

La CICOP, pese a lo anterior, convalidó la propuesta salarial en disconformidad, según manifestaron por las redes sociales durante el miércoles.

"La aceptación no supone la satisfacción del sector, ya que aun no están resueltas problemáticas por las que la central gremial sostiene una lucha sistemática y, tal como había anticipado la delegación gremial que recibió la propuesta, la reunión paritaria convocada para el 4 de febrero de 2015 continúa en pie", aclararon los miembros de la agrupación sindical.

"Y será la oportunidad de reiterar los pedidos que no tienen resolución", acotaron.

Cabe recordar que, ahora, sólo falta el visto bueno de los judiciales. Que pasaron a ser los únicos trabajadores de la órbita pública -al menos entre los sectores tradicionales- que no aceptaron y van por más.

La Asociación Judicial Bonaerense (AJB), a cargo de Hugo Blasco, descartó el aumento del 7 por ciento arrimado por las autoridades provinciales en la reunión paritaria de la semana anterior. No porque consideran que sea insuficiente sino que, antes, solicitan un aumento como el recibido por los jueces a fines de diciembre, del 4 por ciento.

Si no tienen el mismo beneficio, los empleados de los tribunales no avanzarán en las conversaciones y amenazan con no retomar la normal actividad judicial el 1° de febrero próximo, cuando el calendario marca que termina la feria.
Regresar