Domingo, 1 de Agosto de 2021

Un inspector de trabajo de Macri denunció que los talleres de Flores "abastecían a Juliana Awada"

El inspector de trabajo del Gobierno de la Ciudad, Edgardo Castro, denunció la inacción del Gobierno porteño respecto del taller clandestino de Flores que se incendió ocasionándoles la muerte a dos niños, menores de diez años. "El jefe de Gobierno es parte de una matriz de corrupción", aseguró.

28-04-2015



El inspector Castro, reconocido por haber denunciado las irregularidades en el depósito de Iron Mountain tres años antes de que se produjera el incendio que le costó la vida a diez bomberos, responsabilizó directamente a dos funcionarios del Gobierno porteño por el incendio del lunes en el taller clandestino ubicado en la calle Páez 2796, en el barrio de Flores, que se cobró la vida de dos niños -de siete y diez años- que no pudieron escapar.

"Los responsables de la falta de control y la impunidad de estos talleres son Fernando Macchi y Ezequiel Sabor", dijo Castro, en alusión al director general de Protección del Trabajo y subsecretario de Trabajo porteño, respectivamente.

Es que para Castro, "lo de ayer es absolutamente evitable", al tiempo que denunció que "existe una matriz para proteger los negocios de los amigos y los socios" con "Iron Mountain como el mejor ejemplo".

En diálogo con Casi Despierto, Castro aseguró que "Macchi es el responsable en este caso", aunque aseguró que "el jefe de Gobierno (Mauricio Macri) no lo va a echar porque es parte de una estructura de protección. Esto no es una casualidad ni un accidente, sabemos que estos talleres abastecían a (Juliana) Awada, la esposa de Macri. Son amigos de esta gente". "¿Por qué no lo echa? Porque el jefe de Gobierno es parte de una matriz de corrupción", concluyó Castro.

Regresar