Lunes, 16 de Diciembre de 2019

"Insaurralde ya dio todo lo que tenía para dar"

El candidato massista en Lomas de Zamora, Ramiro Trezza, cargó contra el Intendente y postulante de las primarias más votado el 9 de agosto. Confía en que puede revertir el panorama, pero los resultados muestran una diferencia negativa de 33 puntos respecto a Martín Insaurralde, difícil de remontar mirando a octubre.

21-08-2015



"Insaurralde quería ser Gobernador y no lo dejaron. Este distrito no tiene que ser premio consuelo para ninguno. Él hizo una muy buena gestión, pero ya dio todo lo que tenía que dar. Es momento de hacer una renovación con gente joven, pujante y con ganas de hacerse cargo de los problemas del municipio", destacó Ramiro Trezza, candidato del Frente Renovador.

"Yo estoy muy contento con los resultados y si tenemos que integrar van a ser bienvenidos todos los que vengan", apuntó.

"Siguen estando muy finos los votos así que se van a pedir algunas aperturas de urna y en base a eso se decide si vamos a ser integrados. Por nuestros números era que no, por los números de la página oficial es que sí", afirmó el postulante a Intendente de Sergio Massa, en diálogo con Política del Sur, planteando alguna queja por la carga.

"Sé que en otros lados hubo anomalías, pero en Lomas de Zamora fue una elección muy transparente, el desarrollo de los comicios fue perfecto. Fue una fiesta de la democracia", agregó.

"La lógica hubiera sido hace una gran PASO de la oposición como se propuso desde nuestro espacio, hoy no tiene sentido hacerlo, ellos armaron su lista, nosotros la nuestra. Creo que sería muy malo para la política y para la democracia que se baje una lista por el solo hecho de tratar de ganar", redondeó Trezza, abogado y hombre de Massa.

Ramiro Trezza no tuvo problemas para vencer a su nómina rival interna, aunque dividió votos y tendrá que intercambiar los candidatos a concejales. Más allá que el panorama no es tan alentador como sugiere el aspirante massista: UNA apenas sacó el 15,91 por ciento de los votos, finalizando en tercer lugar, muy por debajo no sólo del Frente para la Victoria sino también Cambiemos.

Cambiemos, justamente, quedó segundo con el 22,58 por ciento.

El candidato de la fuerza opositora mejor posicionada, Gabriel Mércuri, consiguió el 82,68 por ciento de ese caudal mientras que su rival interno -polémica mediante- sólo el restante 17,32 por ciento, sin margen para meter a sus candidatos. Es el caso de Marcelo Pellegrini, edil local, cuyo pobre resultado obedece a una razón fundamental: no estaba pegado a la boleta de Mauricio Macri sino sólo la opción de Ernesto Sanz y Elisa Carrió, relegadas.

No obstante, la boleta de Martín Insaurralde marcha cómoda mirando a octubre luego del colosal triunfo, que no llegó a los niveles de 2011 pero fue uno de los más abultados del Conurbano bonaerense, y nada menos que un bastión histórico para el peronismo. MI acumuló el 48,63 por ciento de los sufragios, sacándole 26 puntos a Cambiemos y 33 a UNA.
Regresar